martes, 25 de septiembre de 2012


Mensajes de texto que interrumpen el sueño


Una de las adicciones de esta época moderna, es estar conectado constantemente a las redes sociales y a los amigos a través de los teléfonos como al iPhone, al Blackberry y a los Smartphones o teléfonos inteligentes. Los adolescentes, en especial, van con estos teléfonos a todas partes y ni siquiera dejan de enviar mensajes de texto cuando se van a dormir.
Lucrecia se queja de que cuando su hija se va a dormir, no deja de sonar una alarmita que le avisa que está recibiendo algún mensaje de texto. Para ella, su hija adolescente, jamás está desconectada. Ha llegado al punto de que cuando está descansando, abre los ojos para responder a un mensaje en la madrugada.
¿Qué pasa que los adolescentes no pueden dejar de enviar mensajes de texto ni cuando duermen? A Lucrecia le preocupa que la manía de estar tan conectada pueda afectar sus horas de descanso y, por consiguiente, su salud. Y tiene razón: los adolescentes necesitan un promedio de 9 horas de sueño, que probablemente no están logrando no sólo debido a esta adicción sino a las presiones académicas, las trasnoches y los cambios hormonales propios de esta etapa.
Si los adolescentes no duermen bien, pueden desarrollar obesidad, presión arterial alta, depresión y problemas de comportamiento. Además, esto los hace propensos a abusar de las drogas y el alcohol. Como ves, no dormir bien, puede llevar a consecuencias serias en la salud de estos adolescentes, no sólo ahora, sino cuando sean adultos.

Descansar es la clave para una buena salud, es indispensable: dormir es “el alimento” del cerebro, lo nutre. Es tan importante como el aire que respiramos, la comida que comemos y el agua que bebemos.
Dormir bien, incluso, puede ayudarle a sobrellevar mejor el estrés que trae la adolescencia. Así que deje sus mensajes para mañana y que le dedique a su cuerpo y a su mente unas buenas horas de descanso sin interrupciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada